Días 2 y 3. Bangkok: Grand Palace-Wat Pho-Wat Arun-Golden Mountain-Khao San



Hoy empezaba nuestro primer día completo en Bangkok! El día anterior, prácticamente nos fuimos directos a la cama después de hacer el check in the el Bon Street Hostel. Un alojamiento que no puede tener mejor ubicación! Teníamos todos lo principales atractivos turísticos de Bangkok a 10 minutitos andando, no se puede empezar mejor!

Lo primero que hicimos fue ir a sacar dinero del cajero porque como en muchísimos hostels de Tailandia no se podía pagar con tarjeta. Este es un aspecto a tener muy en cuenta, a partir de ese momento, nos alojamos solo en hostels donde aceptaran Visa o Mastercard.

Centro histórico de Bangkok

Nosotros todos estos lugares los visitamos andando. Están bastante cerca entre sí. Lo dividimos en dos días porque el primer día empezamos muy tarde ya que estuvo diluviando hasta las 11 de la mañana (y eso que no era época de lluvias…en agosto no me quiero imaginar). Otra cosa que hay que tener en cuenta es que todos estos templos cierran a las 5 de la tarde, por lo que es complicado verlos todos en un mismo día.

A parte de hacerlo andando, también se puede pactar un precio y un recorrido con algún tuk-tuk. Muchos turistas lo hacen y los conductores de Tuk-tuk te asaltan a cada paso que das para que subas al suyo. Nosotros como nos alojábamos muy cerca de todos estos lugares, no nos hizo falta. Pero si te alojas lejos del centro, no es una mala opción para poder verlo todo en un mismo día.

The Grand Palace

Nuestra primera parada (como no podía ser de otra manera) fue el Grand Palace. Lugar turístico por excelencia! Hay que pedirle permiso a las manadas de grupos de asiáticos que visitan el lugar para poder ver ni que sea un trozo de pared del palacio pero el lugar vale mucho la pena!

Así que armados de paciencia, visitamos durante una hora más o menos. El recinto es bastante grande con construcciones muy ostentosas. Es el único palacio/templo en el que el precio de la entrada es tan elevado 500Baths.

Nos gustó mucho a pesar de que había llovido por la mañana y hacía un día bastante pésimo pero al menos no hacía nada de calor. Con la entrada, te dan un mapa para recorrer todo el recinto. No se trata de un solo edificio, sino que hay diferentes templos todos en dorados y colores llamativos. Visita obligatoria en Bangkok!

⇒Normas de vestimenta

Muy importante que para visitar el templo tanto mujeres como hombres vayan con manga corta o manga larga y pantalón largo o que cubra las rodillas. No vale cubrirse los hombros con algún velo o fular, tiene que ser manga corta sí o sí. Controlan a cada persona una por una. Lo peor es que este control lo hacen después de pagar la entrada por lo que si no vas con la ropa adecuada te tienes que comprar algo en la tienda que «casualmente» tienen justo al ladito de este control.  Este tema es más o menos igual en todos los templos y lugares sagrados.

The Grand Palace, Bangkok
The Grand Palace, Bangkok

Zona de ofrendas frente al edificio principal
Zona de ofrendas frente al edificio principal

El Buda Tumbado- Wat Pho

Después del Grand Palace, nos dirigimos hasta el Buda Tumbado o Buda reclinado. La entrada es muy barata solo 50 Baths, también es cierto que hay poco para ver, básicamente, un Buda gigante tumbado. Está muy cerca del Grand Palace y se puede llegar a pie tranquilamente. Es una visita rápida, se entra por un lado y se sale por el otro, sin más.

Si todavía no se ha visitado ningún templo o buda o es la primera vez que se viaja por el sudeste asiático, es interesante verlo, pero si ya estáis más que hart@s de ver budas, digamos que no sería indispensable. Fuera tienen bancos para descansar un rato…y desde la ventana se puede ver la mitad del buda sin entrar y sin pagar entrada…

Wat Arun

Este templo se encuentra en la otra banda del río. Hay unos ferrys públicos que te llevan hasta a puerta. Este lugar es precioso pero todavía más si se visita por la noche cuando está todo iluminado. Al igual que pasa con el Grand Palace, está abarrotado de gente, pero esto es la tónica habitual en Asia, así que hay que acostumbrarse.

El resto de lugares los dejamos para el día siguiente porque todo cierra muy temprano y habíamos empezado muy tarde debido a la lluvia.

Golden Mountain

Este es el único lugar que queda un poco más apartado del resto. Nosotros lo hicimos andando igual. Para llegar, pasamos por una de las avenidas principales de la ciudad, Ratchadamnoen Klang Road, y es apasionante ver la vida cotidiana en pleno bullicio. En uno de los tramos se concentran un montón de tiendas de lotería  y apuestas. Es una autentica locura. Todos haciendo colas enormes buscando la mejor papeleta para comprar. Nos quedamos totalmente alucinad@s! Tanto visitar templos y lo mejor de Bangkok esta en la calle!

Llegamos al Golden Mountain asfixiad@s. Por suerte, tienen unos bancos muy bien puestos debajo de unos ventiladores que echan agua. El hecho es que hay que subir unos cuantos (muchísimos) escalones hasta llegar a la cima del Golden Mountain y ver la vistas de la ciudad. Nosotros después de quedarnos un rato allí intentando decidirnos a subir, optamos por verlo desde abajo… no nos apetecía hacer toda la subida con la solana cayendo encima. No se..quizás nos perdimos lo mejor de Bangkok pero no creo que el skyline desde este punto en concreto sea una maravilla precisamente

Aunque sí que el edificio por fuera es una preciosidad. Desde dentro del mismo recinto no se puede apreciar bien porque está completamente rodeado de plantas y árboles, se aprecia mucho mejor desde lejos.

Hora de comer en Bangkok

Hasta el momento no habíamos tenido mucho tiempo de deleitarnos con la comida tailandesa…y ya estábamos deseando empezar!

Justo en la puerta de salida del Golden Mountain, había una paradita de comida que tenía muy buena pinta y decidimos quedarnos. Qué lugar!! Excelente! No hablaban nada de inglés pero la gente aquí es super amable y al final nos entendimos la mar de bien.

De primero comimos unos cuantos caldos…estábamos muertxs de hambre. Así que fuimos pidiendo uno detrás de otro, la mujer estaría flipando pero es que estaban buenísimos!!! Y veníamos de unos cuantos viajes comiendo de supermercado..ya teníamos ganas de platos un poco más elaborados.

Finalmente nos pedimos sopa con noodles y carne de pato, otra de carne de ternera y otra de vegetales. Mientras devorábamos la comida, vimos que la familia que se sentó con nosotros a parte de los caldos, comía una especie de ensalada…solo con verla se nos caía la baba. Le preguntamos y señalaron la parada de al lado. La misma mujer le fue a pedir unas ensaladas para nosotros. Hasta que no llegamos a Krabi (dos semanas después) no encontramos el nombre en inglés, ensalada de papaya picante, BRUTAL! Es un plato frío delicioso. Eso sí, hay que avisar para que controlen el picante…

Noodles con pato
Noodles con carne de cerdo

Nos quedamos un buen rato y pedimos algún plato más…estaba todo delicioso y no nos pudimos resistir…salimos de allí rodando, la mujer hizo el agosto con nosotros.

Canales de Bangkok

Bangkok está rodeado de canales y puentes. La verdad es que no es precisamente Venecia…el agua está muy sucia y en algunos puntos huele bastante mal. Nos sorprendió ver que hacen «cruceros» de unas horas por los canales. Nosotros no lo haríamos ni de broma, pero supongo que mucha gente se mete en el barco sin saber lo que va a ver…De hecho, a los locales la orilla del río y de los canales les parece el lugar idóneo para sacar la basura.

Pero este pequeño detalle que acabo de mencionar no es problema para que estén repletos de pescadores a la búsqueda de mercancía para luego cocinar y vender en los puestos ambulantes de comida. De hecho, nosotros vimos un montón de peces de un tamaño ENORME. Y, siendo sincera, los peces cocinados a la brasa tenían MUY pero que muy buena pinta…

Pero no solo se pueden encontrar pececitos en estos riachuelos. De vuelta al hostel, pasamos por encima del puente y sorpresa! Este animal estaba descansando como si nada encima de un tronco. La verdad que el canal estaba lleno de suciedad…no se cómo puede sobrevivir un animal entre tanta podredumbre. De hecho, en Railay nos encontramos con uno igual/ parecido paseando entre la gente como si nada.

Canales de Bangkok
Aunque parezca mentira, hay vida en los canales de Bangkok

Khao San Road

Esta zona es de las que más nos gustaron de Bangkok, diría que nuestro lugar preferido de la ciudad. La Khao San Road es una de las calles con más vida cuando cae el Sol. Ni se os ocurra ir en pleno día porque no es ni la mitad de interesante.

En realidad, esta calle es bastante pequeña pero por Khao San Road se entiende toda una zona de callejuelas iluminadas con farolillos, puestos de comida, tiendas y muchas terracitas donde sentarse a tomarse una cerveza. Lo mejor empieza hacia las 6 de la tarde cuando oscurece y se iluminan todas las calles, los vendedores ambulantes de comida empiezan a aparecer por todos lados y terrazas improvisadas salen de la nada y se plantan en medio de la calle. Es genial!!

Khao San Road
Khao San Road

Puestos ambulantes de comida en Khao San Road

Hay multitud de oferta para comer en Khao San Road aunque poca variedad de platos. Lo más común es el Padthai, rollitos de verduras o de carne, helados y poco más.  También hay los típicos puestos donde venden insectos pero es una turistada. Nadie compra es solo para hacer fotos y por cada foto te piden 10 Baths.

Como en todos los sitios, habrá lugares mejores y peores, nosotros encontramos NUESTRO lugar. Un puestecito de comida espectacular!! Repetimos en más de una ocasión…El mejor PadThai que probamos con diferencia. Todo super limpio y el aceite nuevecito (este tema es importante…) La parada se encuentra al final de la Khao San Road justo delante de la jefatura de policía cada día a partir de las 6pm más o menos.  Siempre tiene mucha gente pero vale la pena la espera!

Para acabar la noche, nada mejor que sentarse en una de las terracitas improvisadas donde venden la famosa (y enorme botella) Chang Beer por a penas 70Baths para acabar de pasar el calor sofocante de la capital tailandesa.

Nuestra parada preferida de comida!!
Nuestra parada preferida de comida!!

Bangkok, una gran sorpresa de ciudad

Antes de llegar, nos imaginábamos Bangkok como si fuera Ho Chi Minh, un caos de sitio. Nuestro plan era estar pocos días y salir pitando. Finalmente, nos gusto TANTO que a la vuelta del viaje, reservamos unos cuantos días solo para comer, beber y disfrutar de su animada vida nocturna.

Sí que es cierto que es una ciudad muy ajetreada, pero no sentimos el agobio de otras capitales asiáticas. Mucho más ordenada, mucho más limpia de lo que nos pensábamos y sin la contaminación que nos imaginábamos. Se puede respirar sin tragar el humo de cientos de motos. Es un lugar muy turístico, eso es cierto, pero no le quita nada de atractivo. A nosotros, simplemente nos encantó!

Ayuttaya

Al día siguiente, nos íbamos hasta Ayuttaya para conocer los restos arqueológicos de esta encantadora población.

⇒Día 4. Bangkok-Ayuttaya-Bangkok


Si te ha gustado la publicación no olvides suscribirte a nuestro blog o dar Me Gusta a nuestra Página de Facebook!!!!!!!!!!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *