Bangkok. Últimos días en Bangkok disfrutando de la ciudad.



Nuestro viaje por Tailandia ya se estaba acabando, pero este país nos estaba gustando tanto que decidimos alargar un poquito más nuestra estancia y quedarnos unos cuantos días más en Bangkok. Básicamente para disfrutar de su gastronomía y para coger fuerzas antes de partir hacia nuestro siguiente destino.

Anteriormente ….Khao Sok National Park

Khao Sok nos había ENCANTADO. Habíamos pasado unos días inolvidables para acabar de redondear nuestro viaje por Tailandia.

⇒Khao Sok National Park: llegada y trekking 2 días/1 noche

Llegábamos después de un buen tute de furgoneta y bus desde el parque nacional de Khao Sok. A las 5 de la madrugada, el bus nos dejaba bastante tiradxs en una estación de Bangkok que estaba MUY lejos de nuestro hostel. De hecho, nosotros pensábamos que nos iba a dejar en otra estación que sí que teníamos más a o menos controlada, pero nada. A esto había que sumarle que estaba lloviendo a mares, perfecto!

Cómo llegar hasta el centro de Bangkok

Una vez abrimos el maps.me y comprobamos que estábamos en la otra punta de la ciudad de donde nosotros queríamos nos entró un poco el bajón. Estábamos muy cansados y llevábamos un día entero sin dormir así que empezamos a preguntar cómo podíamos movernos. A la que sales un poco del circuito más turístico, cuesta encontrar gente que hable inglés, así que nos estuvieron mareando arriba y a bajo hasta que finalmente vimos la luz y una chica que hablaba inglés nos explicó lo que teníamos que hacer.

Básicamente, no quedaba otra que coger un taxi (que poco nos gustan los taxis). Pero el sistema no era tan fácil, hay que hacer cola en medio de un caos y de tailandeses y tailandesas expertxs en colarse (tendría que ser deporte nacional). Estuvimos dándonos codazos un ratito hasta que finalmente los encargados de repartir a la gente dentro de los taxis nos vieron y nos metieron dentro de uno.

Atención, el taxi iba con taxímetro (horror!!!) inmediatamente pensamos en los taxímetros de Barcelona y pensamos que nos van a cobrar una fortuna (no fue así), tenemos un poco de trauma. El problema es que el hombre no tenía ni idea de ingles y tampoco entendía lo que estaba escrito porque no lo teníamos en su alfabeto (error nuestro). Total al final le pusimos el maps.me y el señor supo ver donde era. Nos dejó en la puerta y nos costó super poco! Qué alivio!!

Check in en el alojamiento

Continuaba diluviando cuando llegamos al hostel, así que no podríamos hacer mucho más que esperar dentro hasta que fuera la hora del check in o que hubiera alguna habitación disponible.

Estos últimos días nos íbamos a alojar en Blue Chang House no acabamos demasiados contentxs e incluso tuvimos que discutir con la señora que lo regentaba. En un principio todo peloteo y amabilidades, después la cosa se torció un poco…

Disfrutando relajadamente de Bangkok

Al principio del viaje ya visitamos todos los lugares destacados de la ciudad y nos la pateamos de arriba a bajo. Digamos que teníamos los deberes hechos, así estos últimos días en la capital tailandesa los íbamos a pasar disfrutando de todas las comodidades que brinda esta ciudad. Todavía no lo sabíamos pero necesitábamos coger fuerzas antes de emprender el viaje a nuestro próximo destino, Myanmar…pero eso ya es otra historia.

Tailandia nos había encantado. Sus paisajes, la selva, las idílicas playas, TODO. Pero si había una cosa que nos había fascinado por completo era su gastronomía, RIQUÍSIMA!!! No se si es que veníamos un poco hambrientos de Australia…pero en Tailandia no dejamos de probar (ni de repetir) ni un solo plato.

La gastronomía tailandesa es lo mejor

Lo que más nos gustó es que a diferencia de Vietnam y de otros países del sudeste asiático se puede comer street food sin tener que pasarte una semana sentadx en el baño. Es cierto que hay que tener un poco de ojo y mirar las condiciones de la comida y, en especial, el aceite que utilizan para cocinar (con dar un vistazo, es más que suficiente).

Padthai

El padthai es lo que más se vende en las calles más turísticas. En muchos blogs dicen que es una turistada (seguramente) pero a nosotros nos encantaba! No en todos los lugares lo cocinaban igual de bien. Encontramos una pequeña parada en Khao San Road. Se encuentra justo delante de la jefatura de policía y con MUCHA diferencia fue el mejor que probamos, no tiene comparación.

Local Markets

Obligatorio probar toda la comida de los mercados locales. El Night Market de Chiang Mai fue nuestra perdición. No sabemos en inglés los nombres de todos los platos que probamos, pero TODOS estaban buenísimos. En especial, la ensalada de papaya (el nombre lo descubrí casi al final del viaje). Había dos paradas donde la cocinaban, en las dos excelente. Hay que avisar que no pongan muchas guindillas porque sino NO se puede comer. Lo mismo pasa con el resto de platos cuando se va a sitios locales. Aunque la gente es super maja y siempre avisa y pregunta cuando te ve con pinta de guiri.

Night Market, Chiang Mai
Night Market, Chiang Mai

Restaurantes locales

En este caso, probamos varios y, sin duda, nos quedamos con Khun Lek en Bangkok. Esta en la zona centro pero un poco apartado de los lugares más visitados. Justo hace esquina entre la calle Thanon Bunsiri con la Atsadang Road. El lugar donde está situado igual no es la mejor zona de Tailandia…pero se come espectacular y no hay problema para ir de noche.

Disfrutando de la gastronomía local
Disfrutando de la gastronomía local
Algunas de las delicias que probamos
Algunas de las delicias que probamos
Nuestro preferido!
Nuestro preferido!
Tofu y soja

Otro lugar que nos gustó en Bangkok aunque no nos dio tiempo a repetir, se encontraba en la puerta de salida del Golden Mountain. Era una parada pero solo la montaban durante el día, hay que ir antes de que cierre el templo. Comimos/devoramos un montón de sopas de las suyas…se pensaría que no habíamos comido en días, hizo el agosto con nosotros.

Ensalada de papaya picante
Ensalada de papaya picante

Pero si hay un lugar donde se come bien con mayúsculas es en Chiang Mai (sí, otra vez…!). Y, quizás es el lugar donde los precios sean más baratos. Hay muchos restaurantes donde poder probar los deliciosos platos locales. A nosotros en el hostel donde nos alojábamos no nos entraba el desayuno y cada día probábamos un sitio diferente…no nos podríamos decidir por uno. Se come bien, en cantidad y muy barato. Hay que evitar a toda costa los locales occidentales que abren por la noche en la zona de Night Bazar. No valen nada y son carísimos.

Desayunando en Chiang Mai!

Masajes y reflexología

La oferta de entretenimiento en Tailandia no se acaba nunca. En todas las esquinas de cualquier ciudad hay mil sitios consecutivos donde ofrecen todo tipo de masajes, reflexologia, etc. Nosotros no probamos ninguno. Pero si queréis pasar el rato no es una mala idea. Por supuesto, no esperéis fisioterapeutas licenciadxs… Hay que decir que no se veía mucha gente haciéndose masajes…la verdad que se nota la legua que es un poco timo, pero es tan barato que os podéis relajar un rato.

Belleza

Otra cosa no pero productos y tratamientos de belleza en Tailandia no os van a faltar. Lo mismo que antes, lo más llamativo sin duda es hacerse la pedicura con los peces esos que se comen las pieles muertas. Están por todas partes y se puede negociar el precio, si no os convence simplemente podéis ir al de al lado. Pedicura, manicura, maquillaje, henna, de todo. No os vais a aburrir.

Cuando cae la noche

Para tomar algo, el barrio Chino y toda la zona de Khao San Road (no solo esa calle, sino todas las calles adyacentes) tienen muchísima oferta y hay mucha competencia. Eso se traduce en muy buenos precios y mucho ambiente. Cuando cae el sol, Bangkok se transforma y a nosotros nos encanta!

Siguiente parada…Myanmar!

Nuestro viaje por Tailandia se había acabado pero todavía nos quedaban unos cuantos países por explorar, nuestro próximo destino: Myanmar.


¿Ya te has suscrito al Blog?

Si te ha gustado la publicación no olvides suscribirte a nuestro blog y dar Me Gusta a nuestra Página de Facebook o INSTAGRAM!!!!!!!!!

Khao Sok National Park. Recorrido de 2días/1noche.



Khao Sok fue sin duda alguna de las mejores etapas de nuestro viaje por Tailandia. Al principio, teníamos muchas dudas al respecto…no encontrábamos mucha información y andábamos un poco perdidxs. Llegar hasta este lugar tampoco es demasiado fácil y casi casi lo pasamos por alto en nuestra ruta. Por suerte, nos lo repensamos y nos decidimos por intentarlo, un GRAN acierto!!!

Partíamos desde la localidad de Ao Nang en Krabi. No encontrábamos la manera de organizar el transporte por nuestra cuenta y preguntamos en el hostel donde nos alojábamos. Como siempre, empezaron a llamar por teléfono a no sabemos quién ni a dónde pero el hecho es que nos consiguieron unos billetes para salir al día siguiente! Como siempre, tampoco sabíamos cuántas horas tardaríamos ni cuantos transbordos haríamos pero ya estábamos acostumbradxs, esta incertidumbre forma parte del viaje por Tailandia!!

Transfer desde Ao Nang a Khao Sok

Nos pasaron a buscar por el hostel de Ao Nang y nos llevaron hasta el centro de Krabi donde nos tendríamos que esperar DOS horas en una especie de garaje…todo muy thai…no nos quedaba otra que esperar.

Después de que pasaran esas dos horas, llegando ya la hora prometida, vemos que la cosa no avanza y que no salimos. Nos empezamos a poner un poquito nerviosxs así que metemos un poco de prisa a la mujer que estaba por allí. Primero nos dice, que el conductor está comiendo, luego, otro que pasa por allí nos dice que la furgoneta está apunto de llegar y así hasta que directamente nos ponemos bastante serios (y un poco bordes), llaman por teléfono y en dos minutos sale una furgoneta de la nada para llevarnos a Khao Sok.

Sinceramente, viéndolo con un poco de distancia, no creo que nos estuvieran engañando ni nada por el estilo, pero nosotros somos desconfiandxs por naturaleza…no lo podemos evitar. Supongo que el conductor se estaba metiendo una buena siesta y no se iba a despertar por nosotros.

El viaje fue HORRIBLE. El peor trayecto que hemos hecho en Tailandia. La cosa empezó más o menos normal. El señor conductor en un principio conducía dentro de las lineas, no hacía maniobras raras ni se ponía en contra dirección cuando le venía en gana. Pero, para nuestra sorpresa a parte de “trasladar” personas de un sitio a otro, también hacía de repartidor. La cosa era tan cómica. Éramos 6 en la minivan y estábamos alucinando. Se paraba, bajaba un paquetito de la furgo y a cambio le daban alguna cosilla tipo…una bebida, tabaco, etc. En plan favor. Pues bien, a medida que fuimos haciendo paraditas de estas (era un cachondeo) el señor cada vez estaba en “peores condiciones”.

Llegada a Khao Sok y alojamiento

Pasamos el viaje apretándonos muy fuerte el cinturón e intentando no mirar mucho la carretera jajaja. En fin…finalmente llegamos. La parada de bus queda en medio de la carretera y para llegar a los alojamientos o bien hay que coger un taxi o, si no está muy lejos, se puede ir andando. Nosotros compartimos camioneta con una pareja polaca porque no teníamos muchas ganas de andar, pero realmente, no hace falta.

No teníamos reserva hecha en ningún sitio pero teníamos algunos apuntados que tenían buena pinta y buen precio. Al primero que fuimos, no nos pareció muy bien el precio que pedían así que probamos con el segundo y GENIAL!!

Nos alojamos en Khao SokMorning Mist Resort  Este alojamiento lo recomendamos muchísimo!! Son pequeños bungalows rodeados de naturaleza y vegetación. Todo el recinto está muy bien cuidado, muy limpio y en muy buenas condiciones. Las salas comunes son increíblemente preciosas, todo al aire libre en plan selva. Además tienen una piscina para refrescarse. Lo único que hay que tener en cuenta es que dentro de los bungalows no tienen aire acondicionado, solo ventilador pero en esta zona el aire acondicionado por la noche no es para nada necesario.

Nuestro Bungalow por dentro
Nuestro Bungalow por dentro

Oferta de actividades

No teníamos muy claro qué queríamos hacer en Khao Sok. A parte de recorrer el parque nacional, también se puede hacer kayac por el río o ir a ver elefantes…de lo segundo ya sabéis que no somos muy fans. Finalmente, vimos que en el mismo alojamiento organizaban salidas de una o dos noches e incluso de un solo día. Nosotros al final cogimos la de una noche. La haríamos al día siguiente. El programa más o menos era el siguiente:

Día 1:

  • Recorrido en barca por el Cheo law lake
  • Trekking por la jungla hasta llegar a la cueva Nam Talu cave y recorrido por el interior (transcurren aguas subterraneas así que hay veces que toca meterse hasta la cabeza)
  • Safari nocturno
  • Dormir en las cabañas flotantes del lago

Día 2:

  • Safari matutino por el lago (impresionante)
  • Cueva Pra Kie Phet (esta vez no toca mojarse)
  • Three brothers pillars
  • Llegada al puerto del lago Cheo Law y traslado al alojamiento

Khao Sok: 2 días/1 noche

Qué llevar en la mochila

⇒Repelente
⇒Crema solar
⇒Linterna (si es frontal mejor)
⇒Ropa ligera y que se pueda mojar
⇒Bañador
⇒Mochila impermeable
⇒Ropa de recambio
⇒Sandalias de trekking
⇒Mucha agua

Día 1. Khao Sok National park: Cheo law lake- trekking por la jungla-Nam Talu cave-Safari nocturno- dormir en cabañas flotantes en el lago.

⇒Cheo Law Lake

Llegamos al embarcadero del Cheo Law Lake después de un trayecto bastante largo desde nuestro alojamiento en Khao Sok. El parque tiene varias entradas y la del lago es una de las que está más lejos. En el embarcadero nos subimos a una barca de madera a motor con quién sería nuestro guía y su ayudante durante estos dos días.

La barca es bastante rudimentaria y acabas bastante mojada/o (sobretodo si te sientas en los laterales…). Nada más empezar a navegar nos dimos cuenta de la riqueza de este lugar. Ante nosotros se abría un paisaje de ensueño. Dos horas travesando el lago Cheo Law navegando entre pura selva y mogotes que se abrían paso directamente de las profundidades del lago. Justo lo que estábamos buscando. En cierta manera, nos recordaba un poco a la Halong Bay en Vietnam, aunque en versión mejorada y sobretodo, mucho más LIMPIO.

Cheo Law Lake, Khao Sok National Park
Cheo Law Lake, Khao Sok National Park
Cheo Law Lake, Khao Sok National Park
Cheo Law Lake, Khao Sok National Park

El día amenazaba lluvia aunque al final aguantó los dos días sin una sola gota, la única pega es que las fotos quedaron un poco deslucidas por las nubes…como contrapartida, no morimos achicharrados bajo el Sol.

Finalmente, tardamos más de 2 horas en llegar a las cabañas flotantes donde íbamos a pasar la noche, estábamos impacientes por saber cómo serían…

⇒Cabañas flotantes

Ya os podéis ir olvidando de la típica imagen idílica de cabañita romántica, en realidad, sería el concepto más alejado posible a este. Las cabañas/chozas están hechas polvo, de hecho, no se cómo no se hunden…! Pero hay que tomárselo un poco a risa, la experiencia vale la pena. Y solo por el lugar tan increíblemente mágico donde están ubicadas merece la pena.

Cabañas flotantes

En el interior solo cabe un colchón más duro que una piedra y una mosquitera, tampoco hace falta mucho más ¿no?

Interior de la cabaña

Antes de comer tuvimos tiempo de situarnos y disfrutar un poco del lugar.

Las comidas (todas) fueron muy completas y riquísimas. En especial las cenas.

⇒Nam Talu cave

Después de comer, nos preparamos y nos dirigimos a nuestro siguiente destino, la cueva de Nam Talu. Esta experiencia sin duda fue la mejor de todas!!! Quizás en algunos tramos estábamos un poco tensos…pero una vez acabamos la sensación fue genial!!

Para llegar a la cueva, hicimos un tramo en barca (los traslados en barca eran….preciosos) y un buen tramo de trekking por la selva.

Nuestro guía, un personaje

Sanguijuelas

Mucha atención! Si hacéis algún trekking por casi cualquier jungla del sudeste asiático es muy posible que os encontréis con este bicho…en particular si ha llovido recientemente. Nosotros tuvimos mucha suerte (o no les caímos muy bien) pero no se nos enganchó ninguna. En cambio, hubo otras personas que constantemente se tenían que quitar las sanguijuelas…era bastante desagradable. Da igual que vayáis con pantalón largo o corto…van a encontrar el camino…


Esta parte de la selva es muy autentica, limpia, bien conservada, genial. Estábamos un poco cansadxs de playa y esto nos apetecía taaaaaantísimo que lo estábamos disfrutando a cada paso.

De camino a la cueva
De camino a la cueva
En plena jungla
En plena jungla

Tardamos 2 horas aprox. en llegar a la entrada de la cueva. Antes de salir ya nos habían avisado e íbamos bastante preparadxs. El camino dentro de la cueva transcurre por aguas subterráneas. Quiere decir que te mojas y mucho. En algunos momentos hasta el cuello y si eres bajita/o (mi caso) no vas a hacer pie en algún tramo. No hay problema si no tienes ningún objecto personal ni de valor encima…si lo tienes, hay que hacer un poco de malabarismos para que no se caigan dentro del agua xd, no hay más. Nosotros dejamos los pasaportes y demás en la cabaña (seguridad cero) y nos llevamos la GoPro que se puede mojar y la cámara (error) pero no pensábamos que iba a cubrir tanto…

El camino por dentro de la cueva es largo MUY largo. Y no hay subidas ni bajadas en exceso pero hay que ir con cuidado por donde se pisa. Creo que cuando ofertan este trekking no explican demasiado este tema y algunas personas que venían con nosotros lo acabaron pasando un poco mal, uno incluso se cayó rodando y aunque disimuló y aguantó el tipo, se tuvo que hacer mucho daño… La verdad que a nosotros también nos sorprendió el camino. Nadie nos había dicho que el agua cubría tanto y teníamos que ir con la mochila en la cabeza preocupadxs para que no cayera al agua…suerte que mi partner de viaje es bastante más alto que yo… Pero la verdad que el tramo por la cueva es de lo mejorcito que hemos hecho en Tailandia. Disfrutamos como pekes!

Cuando finalmente acabas, te da un subidón de adrenalina! Sales completamente mojada de pies a cabeza así que mejor ir en bañador o con ropa que se seque fácilmente. Una vez más, tampoco nos habían avisado previamente, y había gente que iba con ropa de montaña y bambas. Nosotros llevábamos bañador y pantalones cortos (que en un principio eran para dormir).

Una vez fuera de la cueva, la caminata hasta llegar a la barca no fue tan larga, ya que la entrada y la salida están en tramos diferentes.

Dentro de la cueva pudimos ver murciélagos y MUCHAS arañas de un tamaño enorme, además de la oscuridad absoluta. Hubo un momento durante la caminata donde el guía nos dijo que apagáramos todas las linternas, oscuridad absoluta, magnífico. No se si lo he comentado, pero es necesario llevar linterna para hacer el recorrido dentro de la cueva. Nosotros no lo sabíamos….pero el guía llevaba un montón y nos dejó una. Aunque lo mejor es llevar una de esas que se ponen en la cabeza porque si no haces pie en algunos tramos con demasiada agua hay que llevarla en la boca…un poco engorroso (y ridículo).

⇒Baño en el lago y cena

Cuando volvimos todavía quedaba un ratito para la cena y aprovechamos para tirarnos al agua! Bañarse rodeadx de este impresionante paisaje no tiene precio!! Las fotos no hacen para nada justicia!! También podíamos hacer kayac pero nosotros pasamos un poco del tema.

Ubicación de las cabañas

La cena fue deliciosa!!! Pescado fresco del lago, lo devoramos en dos segundos!! Un pescado enorme con un sabor…se me hace la boca agua solo de pensarlo.

La electricidad duraba hasta las 10, así que aprovechad para ir al baño porque está en lo alto de la montaña por un camino de maderas, si se puede decir camino, porque le faltan la mitad de las tablas. Hay que llevar la linterna. No os comento en detalle como era el baño…os podéis hacer una idea.

Antes de ir a dormir, obligatorio mirar al cielo.

Día 2. Khao Sok National Park: Safari matutino por el lago-cueva Pra Kie Phet-Three brothers pillars-Cheo Law Lake pier- Traslado al hostel de Khao Sok.

⇒Safari matutino en barca

Nos despertamos al poco de salir el sol. A las 6am salíamos en barca para hacer un morning safari. Si el paseito en barca del día anterior ya nos había cautivado, este superó por completo nuestras expectativas. Una intensa niebla salía del lago y dibujaba un paisaje enigmático y casi tenebroso.

Morning Safari en el lago Cheo Law
Morning Safari en el lago Cheo Law

De regreso a las cabañas, paramos en varios puntos donde pudimos avistar diferentes tipos de macacos y fauna salvaje.

⇒Pra Kie Phet Cave

Después de desayunar, recogimos las mochilas y pusimos rumbo hacia la cueva de Pra Kie Phet, esta vez sin agua! La visita a la cueva es rápida y no tiene ninguna dificultad.

⇒Three Brothers Pillars

Lo mejor (para nosotros) son las vistas desde la cueva.  De nuevo a la barca y ahora nos hacia uno de los lugares más emblemáticos y representativos del parque nacional de Khao Sok y del Lago Cheo Law, Three brothers pillars. Esta es sin duda la foto más buscada!

Three brothers pillars, Khao Sok

⇒Vuelta al embarcadero de Cheo Law Lake

Después de hacernos todas las fotos que quisimos, emprendimos el camino de vuelta al embarcadero, haciendo una breve parada para comer. Como hemos dicho antes, los traslados en barca son impresionantes. Un atractivo por si solo. Suelen ser bastante largos porque las distancias de un punto a otro en el lago son bastantes largas. La gran ventaja es que puedes disfrutar de paisajes únicos. Fantástico.

Una vez en tierra firme, nos devolvieron a nuestro hostel en minivan..en Tailandia todo es tan fácil!! Estas comodidades las íbamos a echar de menos en el futuro…

Última cena en Khao Sok

Pasamos una noche más en nuestro fantástico bungalow en Khao Sok y al día siguiente nos íbamos hasta Bangkok para acabar nuestro viaje por Tailandia.

Deliciosa cena en Khao Sok
Deliciosa cena en Khao Sok

Al día siguiente…

Nuestros días en Tailandia se estaban acabando. En la siguiente entrada os hacemos un resumen de nuestros últimos días y de los lugares donde más disfrutamos de la comida tailandesa (porque disfrutamos muchísimo!!)

Bangkok. Últimos días en Bangkok disfrutando de la ciudad.


¿Ya te has suscrito al Blog?

Si te ha gustado la publicación no olvides suscribirte a nuestro blog y dar Me Gusta a nuestra Página de Facebook o INSTAGRAM!!!!!!!!!

Día 16. Ao Nang- Railay-Ao Nang.

Railay, Tailandia



Hoy nos íbamos hasta Railay, una de las playas más bonitas de la zona de Krabi.

Anteriormente en las islas Phiphi…

El día anterior visitamos el parque nacional de las islas Phiphi y a pesar de ser un lugar bastante masificado nos llevamos una sorpresa muy positiva. Para conocer todo el recorrido en las Phiphi no te pierdas este post:

⇒Día 15. Ao Nang (Krabi)- Phi Phi Islands- Ao Nang (Krabi)

Railay

Esta península pertenece a la zona de krabi pero no está unida por tierra. Es una de las zonas más tranquilas de Krabi y sin duda, las playas le dan mil vueltas a la playa de Ao Nang. Por contra, queda muy aislada y los precios para todo son mucho más elevados.

Cómo llegar a Railay desde Ao Nang

Es muy fácil llegar a Railay desde la playa de Ao Nang. La única manera de llegar es con barca ya que como hemos dicho, no se puede llegar por tierra.

La más fácil de hacerlo es con una barca-taxi. Se puede coger una por 200 Baths ida y vuelta. Las barcas son de estilo tradicional de gente local, por lo que es una manera de contribuir a la economía de la comunidad.  Para comprar los tickets, simplemente hay que ir a la caseta que hay en la playa unos minutos antes de partir. Eso sí, hasta que no hay 8 personas, no zarpan. También se puede visitar haciendo algún tour de un día en los que también incluyen las Phiphi o otros rincones de la costa de Andaman.

Mapa de Railay

Alojarse en Railay

En Railay el alojamiento es bastante caro. Otra opción es alojarse en Tonsai Beach. Esta última zona es más de mochilerxs y de amantes de la escalada. Se pueden encontrar hostels mucho más baratos que en Railay. Lo único es que para llegar hasta Railay hay que andar bastante. Nosotros desde la barca con la que fuimos a Railay vimos la playa de Tonsai y no tiene nada que envidiar a la de Railay.

El alojamiento es caro y quedas un poco aisladx de todo, pero estar en esta playa cuando cae la noche y no hay nadie debe ser genial…

Cuando ir a Railay

El peor momento de todos es por la mañana porque es cuando llegan todos los grupos organizados (mayormente de chinos). Es brutal porque llegan como 60 lanchas en cosa de 10 minutos y es imposible moverse, lo inundan todo. Lo bueno es que como mucho se quedan 15 minutos y se van. A partir de ahí, todo calma y tranquilidad. Al mediodía y por la tarde es cuando mejor se está.

La playa de Railay

La playa de Railay tiene una magia especial. Está a pie de la montaña y rodeada de mogotes que salen del mar y le dan un carácter único. Si hay marea baja, se puede llegar andando hasta una pequeña playita que se forma justo al pie de uno de estos mogotes tan característicos de la costa tailandesa.

El agua está muy limpia, transparente, no hay suciedad ni basura por la arena y no está nada masificada. Un lugar perfecto para pasar medio día o el día entero. Hay muchos espacios de sombra porqué hay mucha vegetación así que el Sol no es un problema.

Las barquitas que sirven de transporte hasta Railay le dan un toque especial y todavía mejoran más la foto. Nos encanta este lugar!

Imagen típica de Railay
Imagen típica de Railay

Te puedes bañar en cualquier zona pero por seguridad (para que no te choques con ninguna barca), hay habilitadas dos grandes zonas delimitadas por boyas.

Cueva de la fertilidad

Nos quedamos alucinando con este lugar. Una de las cuevas que hay a pie de playa, la han convertido en un santuario de la fertilidad. Está llena de PENES de todos los tamaños, colores y materiales posibles. Son ofrendas a las deidades para que las familias puedan tener hijxs sin problemas.

Para lxs tailandesxs era un lugar de culto (vimos familias haciéndose fotos con los penes detrás como si nada) pero para los turistas era (como mínimo) sorprendente. Os digo que había cientos de penes (algunos gigantes), ni uno ni dos, es que habían tantos que ni cabían y ya estaban fuera de la cueva, todos allí, alrededor de la diosa.

Penes everywhere!
Penes everywhere!

Fauna en Railay

Otra de las bonitas sorpresas de Railay fue poder ver un grupo de monos saltando de árbol en árbol. Este tipo de mono es enorme y tiene una especie de antifaz blanco alrededor de los ojos que lo hace muy característico. No eran nada agresivos e iban a lo suyo. Ni son de esos que van buscando comida o robando mochilas. No bajaron al suelo ni un momento. De hecho fue una suerte poder verlos porque la mayor parte del tiempo se lo pasan en el interior.

Fauna sorpresa en Railay
Fauna sorpresa en Railay

También pudimos ver a un tipo de iguana gigante que se parece más a un minicocodrilo que a una iguana. En la foto creo que no se aprecia suficientemente el tamaño que tenía, mucho más grande de lo que parece. Unos meses después, durante nuestro paso por Malasia, en concreto en Penang National Park, vimos dos ejemplares de la misma especie pero igual de grandes que un cocodrilo, eran impresionantes!

Salió del agua y campaba a sus anchas pasando de todo el mundo
Salió del agua y campaba a sus anchas pasando de todo el mundo

Vuelta a la playa de Ao Nang

Por la tarde y después de haber pasado un día super relajado disfrutando de este precioso lugar, cogimos la barquita de vuelta. Está vez íbamos solos. El trayecto no dura mucho, pero el paisaje es brutal. Las vistas de toda la costa desde el mar son para enmarcar.

Últimas horas en la costa de Krabi

Este había sido nuestro último día en Krabi, al día siguiente nos íbamos hasta el parque nacional de Khao Sok. Dejábamos el mar para adentrarnos en plena jungla!

⇒Día 17, 18 y 19. Khao Sok National Park: recorrido 2 días/1 noche


¿Ya te has suscrito al Blog?

Si te ha gustado la publicación no olvides suscribirte a nuestro blog y dar Me Gusta a nuestra Página de Facebook o INSTAGRAM!!!!!!!!!

 

Día 15. Ao Nang (Krabi)- Phiphi Islands- Ao Nang (Krabi)

Phiphi Islands, Tailandia



Hoy nos íbamos hasta las islas Phiphi! No estábamos convencidxs del todo…Sabíamos que era un lugar extremadamente turístico, pero al final del día nos alegramos muchísimo de haber ido! Eso sí tenemos que aclarar que cuando fuimos nosotros no era temporada alta…en verano puede ser tremendamente agobiante!

Anteriormente en Koh Tao…

El día anterior estuvo dedicado a viajar desde Koh Tao hasta Ao Nang, a penas tuvimos el tiempo justo de buscar algún sitio para cenar y para contratar el barco hasta las islas Phiphi. Hoy nos íbamos hasta este conocidísimo parque nacional de Tailandia sabiendo de su masificación pero con ganas

⇒Día 14. Koh Tao-Ao Nang (Krabi)

Phiphi Islands National Park

A primera hora de la mañana nos pasaron a buscar por el hostel. Esto de que te pasen a buscar por la puerta es de una comodidad a la que no estamos muy acostumbradxs…pero nos encanta.

En una especie de camioneta nos llevaron hasta el puerto donde nos pusieron una pulserita para identificarnos con la barca en la que íbamos. Lo bueno es que eramos un grupo muy pequeño ya que no dejan entrar al parque nacional de la islas Phiphi a barcos de grandes dimensiones (por suerte…porque es lo que faltaba…). El trámite fue muy rápido y en seguida embarcamos en una speed boat. Estas barcas son tipo lanchas, de tamaño muy reducido lo que les permite navegar a mayor velocidad. En poco más de una hora ya nos plantábamos en las islas Phi Phi.

Durante el recorrido, visitamos varios lugares como cuevas y algunas paradas para hacer snorkel, pero las principales paradas os las detallamos a continuación! Para empezar, primer lugar que íbamos a visitar de las islas PhiPhi, la famosa Maya Bay.

Maya Bay

Esta playa se hizo mundialmente conocida a partir de la película La Playa de Leonardo Dicaprio. En ella se rodaron varias de las escenas más famosas de la película.

Resumiendo mucho, una de las consecuencias es que la playa está llena de gente, aunque tengo que reconocer que pensaba que iba a ser muchísimo peor.  Será que me viene a la cabeza la imagen de pleno mes de agosto en cualquier playa del mediterráneo y comparando, no hay para tanto.

La playa se encuentra justo en medio de espectaculares acantilados y la vistas son impresionantes. No me extraña que escogieran este rincón de Tailandia para la película porque es realmente una maravilla de lugar. Nosotros no teníamos muchas expectativas porque al ser un lugar tan turístico no nos despertaba mucho interés, pero la verdad que nos sorprendió muy en positivo. Menos gente de la que esperábamos, el agua completamente limpia y transparente, el entorno super cuidado y rodeado de vegetación.

Maya Bay, Phiphi islands
Maya Bay, Phiphi islands

Nos quedamos como unos 45 minutos más o menos, tiempo de sobra para hacer las fotos de rigor y relajarse en el paraíso.

La siguiente parada fue Monkey Island.

Monkey Island

Otra playa en un entorno idílico pero ahora llena de monos no muy simpáticos, Monkey Island. En Vietnam ya estuvimos en otra “Monkey Island” donde pudimos ver a monos igual de majos que en esta playa pero estos solo se quedaban en la arena y por los árboles. En cambio, en en las Phiphi, los pudimos ver nadando dentro del mar!

Fue una parada breve, más bien anecdótica porque han habido muchos incidentes con los monos y prefieren no dejar mucho tiempo a los turistas campando a sus anchas. De hecho, en Vietnam a varias personas de nuestro grupo les robaron camisetas, mochilas, etc. y lo peor es que eran muy agresivos, pero allí había control cero.

Después pasamos por algunas cuevas con la barquita. Son pequeños entrantes en los acantilados que debido a la erosión del mar se han ido creando con el paso del tiempo. Es entretenido pero más que nada por la espectacularidad del color del agua.

Phi Phi Don

Esta es la isla más grande y donde se concentran todos los alojamientos. No nos gustó nada. Están destrozando la isla a pasos agigantados construyendo hoteles como locos. La parte de la playa todavía se conserva en buen estado y el paisaje que se abre entre las montañas da para unas cuantas buenas fotos, pero si miras justo detrás, el panorama es desolador. Están arrasando toda la vegetación para construir bungalows y hoteles horribles. Cuando se lo carguen todo, no se qué van a enseñar. Una verdadera lástima.

Hablando con el guía de este tema, también se mostraba muy preocupado porque cree que precisamente va a contribuir a que la gente no vaya. Nos contó que en cosa de 4 años habían modificado el paisaje por completo. Incluso el agua no está nada limpia y no es un buen lugar para bañarse, la gente que se aloja en esta isla, igualmente tiene que desplazarse a otras islas para poder disfrutar realmente de lo que son las Phiphi.

Era ya la hora de comer y nos inflamos en un buffet. La comida la verdad que estaba buenísima y había muchísima variedad. Lo que no sabíamos es que después nos íbamos a hacer snorkel. Fantástico hacer snorkel con la barriga a punto de reventar…ya podíamos haber invertido el orden de las actividades.

Snorkel 

Paramos en una zona llena de coral y nos dejaron todo el equipo de snorkel así que no nos tuvimos que preocupar por nada. El coral era precioso y con unas tonalidades casi fluorescentes pero vimos poca fauna. Algunos pececillos de colores y poco más. El agua no estaba demasiado caliente y solo por las tonalidades turquesas y el paisaje que nos rodeaba merecía la pena el chapuzón.

La única pega es que nos obligaban a ponernos el chaleco y era bastante engorroso.

Snorkeling in las Phiphi

Bambu Island

Esta fue la última parada del viaje y la gran sorpresa. INCREÍBLE. Ahora sí que estábamos en el paraíso de verdad.

Sin duda, de todas la playas que visitamos, esta isla fue la mejor. Tranquila, mucha vegetación, arena fina de coral y el mar…sin palabras.

Bambu Island, Phiphi Islands
Bambu Island, Phiphi Islands

En resumen…

La visita a las Phiphi Islands nos había encantado y eso que pensábamos que iba a ser un día un poco mediocre…lo único que esperamos es que no las destrocen en tiempo récord.

Nosotros hicimos este recorrido pero hay muchas más islas PhiPhi para ver y muchísimos rincones para visitar. Se trata de escoger el que más os convenza (y a vuestro bolsillo también…).

Siguiente parada: Railay

Al día siguiente, cogimos una barquita para acercarnos hasta Railay en Krabi, otro lugar TOP!

⇒Día 16. Ao Nang (Krabi)- Railay-Ao Nang.


¿Ya te has suscrito al Blog?

Si te ha gustado la publicación no olvides suscribirte a nuestro blog y dar Me Gusta a nuestra Página de Facebook o INSTAGRAM!!!!!!!!!

Día 14. koh Tao-Ao Nang (Krabi): Ferry hasta Surathani-Bus hasta Krabi-Mini van hasta Ao Nang.

Ao Nang, Krabi



Hoy tocaba dejar la isla de Koh Tao, cambiábamos de costa para irnos al otro extremo, hacia el mar de Andaman. Así que el día de hoy iba a estar completamente dedicado a trasladarnos des de Koh Tao hasta Ao Nang, en la zona de Krabi. Una sucesión infinita de transportes pero todos perfectamente coordinados. Y, es que moverse en Tailandia es tremenadamente fácil incluso cuando se trata de largas distancias.

Anteriormente en…Koh Tao

Los días anteriores habían sido todo relax y tranquilidad en la pequeña isla de Koh Tao. Nos había encantado. Antes de ir, no sabíamos si recorrernos todas las islas y hacer una o dos noches también en Koh Samui, Koh Phangan y después Koh Tao, pero después de tener muy buenas consejeras, nos decidimos por quedarnos las 4 noches en Koh Tao y fue una gran decisión!

⇒Día 11, 12 y 13. Koh tao: Ao Chalok ban kao-Hadd June Juea (pinacle beach)-freedom beach- taa toh beach- Sai Thong Beach

Cruzando Tailandia desde el golfo de Suratthani hasta la costa de Andaman

Llegar fue muy fácil. Como siempre, las comunicaciones en Tailandia son geniales y todo facilidades para el turismo.

Compramos un solo ticket por Internet utilizando la web 12goasia. Para la mayoría de transportes que hemos estado haciendo por el sudeste asiático, hemos reservado los billetes a través de esta web. Es segura y muy eficaz. En Myanmar (país al que fuimos después de dejar Tailandia) es donde más útil nos resultó porque allí no siempre encuentras un punto de venta donde comprar billetes físicamente. Digamos que moverse por el país vecino no es tan fácil como hacerlo por Tailandia.  Simplemente poniendo el punto de origen y el destino final, ya nos aparecían las diferentes opciones.

Finalmente, dos ferries, un autocar y una furgoneta que nos dejó en la puerta del hotel no llegó a 30 euros. Los billetes también se pueden comprar en cualquier agencia de Koh Tao, pero nosotros los compramos directamente a la compañía por internet a través de esta web así no gastábamos efectivo y nos ahorrábamos la comisión que se lleva la agencia. Con un solo billete venían todas las conexiones hechas sin preocuparnos por nada. Eso sí, salimos temprano por la mañana y no llegamos hasta la noche a Krabi. Todo un día de viaje.

Cómo llegar de Koh Tao-Ao Nang (Krabi)

⇒Koh Tao-Koh Phangan

Nuestro ferry salía a las 9am. El tema es que compramos los billetes pero no sabíamos ni el recorrido, ni en qué medio de transporte viajaríamos, ni escalas, ni horarios…nada. Siempre es así. Total que llegamos al puerto y la mujer nos pone una pegatina y nos dice que nos tenemos que bajar en Koh Phangan y allí coger otro ferry. Primera parte!

El tema de las pegatinas es muy gracioso pero efectivo. Según donde vayas te ponen una pegatina de un color específico. Así, las empleadas y los empleados van controlando que nadie se pierda por el camino.

El viaje dura unas dos horas como máximo.

Koh Phangan- Suratthani

En Koh Phangan tuvimos que esperar hasta coger otro ferry que nos llevara a la costa de Suratthani. No se porqué motivo no podíamos ir directos hasta Suratthani pero el tema es que lo tienen montado así. No tiene ningún misterio. A los que llevábamos la pegatina de color negro, el personal nos iba avisando de uno en uno. Super majos. Es imposible, no saber si hay que bajar o no. Todo está taaan bien montado!

Para bajar del ferry hay que ser un poco rápido porque en el puerto de Koh Phangan no hay muchas zonas con sombra y te puedes morir esperando bajo el sol. 

⇒Koh Phangan- Suratthani

Tampoco sabíamos la hora de llegada de nuestro ferry así que hay que tomárselo con calma. Eso sí, cuando llego, en seguida nos vinieron a avisar a los que teníamos la pegatina correcta (no la perdáis!!!!!).

De vuelta al ferry y ahora 4 horas. Una cosa que no he comentado es que hay que llevar ropa de abrigo dentro del ferry porque tienen el aire acondicionado a tope y parece que estés en medio del polo norte. No vale con una camisetita de manga larga. Algunxs pobres que iban con pantalón corto y tirantes empezaron a sacar todo lo que tenían en la mochila para taparse.

⇒Suratthani-Krabi

Llegábamos al puerto de Suratthani y ya teníamos allí nuestro bus esperando para llevarnos directxs a Krabi. El proceso es el mismo que el anterior, dependiendo del color de tu pegatina (si la pierdes, es un drama) te dicen cuál es tu bus. Todo mega organizado, no hace falta ni pensar.

El rato en bus son otras 4 horas pero el paisaje es precioso.

⇒Krabi-Ao Nang

El bus llega a la terminal de la compañía y desde allí salen unas furgonetas que te llevan a tu alojamiento. Aquí estuvimos MUCHO tiempo esperando porque les costaba mucho organizarse pero bueno tampoco teníamos prisa…

Nos dejaron en la misma puerta! Llegábamos por la noche a nuestro hostel después de pasarnos el día viajando pero para nada es un viaje que se hace pesado, más bien todo lo contrario, más bien entretenido

Krabi

Dónde alojarse

Básicamente, Krabi se divide en tres zonas.

⇒Krabi centro

Es la ciudad de Krabi. Está alejada de las playas (MUCHO). Normalmente, las compañías de buses llegan hasta Krabi y luego te llevan con furgonetas hasta la zona de Ao Nang o de Railay.  De vuelta, pasamos unas cuantas horas aquí y no tiene nada de especial. No vale la pena alojarse en medio de la ciudad.

⇒Ao Nang

Es la zona más turística y más animada donde se concentran todos los bares, comercios, restaurantes, street food y agencias. La playa de Ao Nang es ENORME, larguísima pero el agua no está demasiado clara…También hay que tener en cuenta que cambia mucho el paisaje con marea alta o con marea baja.

Ao Nang, Krabi
Ao Nang, Krabi

En Ao Nang es donde se se encuentran la mayor parte de los alojamientos. Hay de todo tipo y para todos los bolsillos. Desde la playa de Ao Nang, salen diferentes barcas para llegar a Railay o para las islas Phiphi, etc. También se llega rápidamente al puerto desde donde salen todas las excursiones hacia los parques nacionales (islas).

Nosotros nos alojamos en Ao Nang porque era mil veces más barato que alojarse en Railay. Al principio nos pareció “mala idea” pero luego estuvo muy bien porque hay mucha oferta de locales y mucha vidilla por la noche.

Nosotros nos alojamos en el Ben’s House .  El hotel estaba super bien y con piscina y todo. Lo único malo es que compramos con ellos los billetes para llegar hasta Khao Sok y se convirtió en el peor viaje de todos…un horror, pero lo cierto es que el hotel no tiene ninguna culpa.

⇒Railay

Es la zona más bonita de Krabi y la más tranquila. Lo malo, los alojamientos tienen los precios disparados. Hay poquitos y tampoco son nada del otro mundo, excepto algun super hotelazo de estos tipo bungalow en plan luna de miel. Para llegar hasta Railay, hay que ir en barca desde la playa de Ao Nang, no está conectada con la península por carretera.

Nosotros fuimos desde Ao Nang con la barquita y pasamos medio día. Un lugar precioso. Mejor ir hacia el medio día hasta que todos los tours se han ido. Se está mucho mejor.

En busca de una excursión a las Phi Phi 

Hoy habíamos llegado bastante tarde, pero todavía teníamos cosas por hacer!

Nuestra idea era hacer una excursión de un día para ver las Phi Phi y volver a dormir a Krabi, sin alojarnos en las islas. Habíamos mirado precios y no compensaba mucho. Así que comparamos en varios lugares y contratamos la excursión en el que mejor impresión nos dio.

Donde comer/cenar en Ao Nang

Hay muchísimos locales para cenar en Krabi aunque la mayoría son bastante caros (dentro de lo que es Tailandia). Todo es muy turístico y muy guiri, eso hay que tenerlo presente. Nosotros encontramos un chiringuito donde hacían Padhtai para llevar bastante bien de precio (no era Bangkok pero bueno…). Si os queréis gastar más dinero, está lleno de restaurantes de marisco y se ve que esta bastante bueno, nosotros no lo probamos.

Próximo destino…Phi Phi Islands

Al día siguiente nos íbamos hasta la famosísimas islas Phi Phi…

Día 15. Ao Nang (Krabi)- Phi Phi Islands- Ao Nang (Krabi)


¿Ya te has suscrito al Blog?

Si te ha gustado la publicación no olvides suscribirte a nuestro blog y dar Me Gusta a nuestra Página de Facebook o INSTAGRAM!!!!!!!!!!!!